Depilacion electrica definitiva
ELECTRODEPILACIÓN

ACABAMOS DEFINITIVAMENTE CON
EL VELLO INDESEADO

LA DEPILACIÓN ELÉCTRICA CONSIGUE ELIMINAR DEFINITIVAMENTE EL PELO RESIDUAL DE OTRAS TÉCNICAS COMO EL LÁSER O LA FOTODEPILACIÓN.

ELIMINAMOS CUALQUIER TIPO DE PELO Y DE CUALQUIER ZONA DEL CUERPO:

0%
VELLO
FINO

 

Eliminamos cualquier tipo de vello sea cual sea su grosor.
0%
TATUAJES

 

Eliminamos el pelo en los tatuajes.
0%
PIELES
OSCURAS

 

No importa la tonalidad de tu piel.
0%
PELO
BLANCO

 

El color del vello deja de ser un problema.

TÉCNICAS DE DEPILACIÓN ELÉCTRICA

La electrodepilación es la eliminación permanente y progresiva del vello no deseado.
Es un método totalmente seguro y definitivo, ya que el pelo desaparece para siempre.
Consiste en destruir la zona vital del folículo piloso para evitar un nuevo crecimiento en ese folículo.
Aplicamos corrientes de baja intensidad que hacemos llegar a la papila dérmica por medio de un
electrodo muy fino o aguja del mismo grosor del pelo, a través del canal folicular.
La electrodepilación provoca una electrotermocoagulación de las partes vitales del pelo y de las células germinativas.
Esta destrucción selectiva evitará un nuevo crecimiento en ese folículo.

En electrología se utilizan dos tipos de corrientes,
por separado o combinadas entre sí:

  • ELECTRÓLISIS (galvánica):
    La corriente produce una reacción química en el folículo del pelo eliminando las células del crecimiento del pelo.
  • TERMÓLISIS (alta frecuencia):
    Produce calor. Cuando se utiliza esta modalidad se calientan y destruyen las células del crecimiento del pelo en el folículo.
  • ELECTRO-BLEND:
    Este método es el más eficaz actualmente y el que utilizamos en nuestra clínica, es una combinación de las dos corrientes, la corriente galvánica y la Alta frecuencia. La corriente de Alta frecuencia calienta la reacción química que produce la electrólisis, de esta manera las dos corrientes «trabajan en equipo» de forma simultánea el hidróxido de sodio y electrotermocoagulación consigue mayor rapidez y eficacia.

PREGUNTAS FRECUENTES SOBRE LA DEPILACIÓN ELÉCTRICA

El tratamiento de la electrodepilación comienza con una consulta gratuita donde informamos acerca de la técnica, tipos de corrientes que se utilizan, tiempo necesario de cada sesión y sobre todas las dudas que tenga sobre su caso particular.
El tiempo del tratamiento de la depilación eléctrica depende de la persona, de su tipo de piel, de su pelo y de la zona a trabajar.
Valoramos de forma personalizada el tiempo que necesita en cada sesión, y cada cuánto tiempo tiene que acudir a consulta. Las sesiones las programamos por tiempo, dependiendo de la cantidad de pelo o vello que haya que depilar.
En personas con pieles muy sensibles, haremos primero una prueba de tolerancia donde eliminaremos algún pelo para ver cómo puede reaccionar su piel al tratamiento.
La sensación que se produce es tan sólo un hormigueo producido por las corrientes. Al aplicar las corrientes, el pelo se desprende de la papila y es eliminado en ese momento. La persona abandona la clínica sin pelos.
Se puede aplicar a cualquier persona, pero es aconsejable no iniciarlo hasta que la piel este madura, aproximadamente a los 14 años.
Con la electrodepilación podemos eliminar cualquier tipo de pelo con indiferencia de su color o grosor. Es muy efectiva para tratar pelos finos, blancos y folículos distorsionados.
Se puede eliminar definitivamente el vello superfluo de cualquier parte del cuerpo independientemente de la raza o sexo: labio superior e inferior, mentón, perfil facial, línea capilar, cuello, axilas, ingles, piernas, tórax, espalda, etc.
Realizada en varias sesiones, el pelo desaparece de forma progresiva.
Es muy tolerable y la mayoría de la personas lo resisten con facilidad. Las personas con pieles excesivamente sensibles aceptan también el tratamiento, dado que se puede adaptar a su sensibilidad.
La depilaciónes repetitivas eventualmente, son causa de que la mayoría de los pelos vuelvan a crecer más rápidamente y se hagan más oscuros, gruesos y fuertes. El mayor suministro de sangre en la piel, en el momento de una depilación con cera o pinza, es la causa de este crecimiento acelerado. Por tanto, estamos agravando el problema en lugar de solucionarlo.
La electrodepilación está indicada en todos aquellos casos en que haya exceso de pelo, siempre que no sea debido a una enfermedad, en cuyo caso se podrá realizar sólo con autorización médica.